1492319919156k

Las balsas, con menos agua que el año pasado por estas fechas

El volumen de agua de los embalses es un 8% inferior respecto a abril de 2016. El llenado es del 58% en la Isla -del 65% en el Norte y del 44% en el Sur-, según los últimos datos del Cabildo.

El volumen de llenado de las balsas de la Isla es del 58% en estos momentos. En el Norte se registra un 65% y, en el Sur, es del 44%, según avanzó ayer a EL DÍA el vicepresidente y consejero insular de Agricultura, Ganadería y Pesca, Jesús Morales.

En el Norte están al 100% de su capacidad las balsas de Los Partidos (El Tanque), La Tabona (La Guancha) y El Boquerón (La Laguna). La que menos agua tiene se localiza en Aguamansa (La Orotava).

En la vertiente Sur está totalmente llena la de San Isidro (Granadilla), mientras que con un 22% de llenado está Trevejos (Vilaflor)

Morales destacó el esfuerzo que se hace desde el Cabildo de Tenerife para “buscar soluciones que nos hagan afrontar con mayores garantías el verano. Aún quedan dos meses de primavera y esperamos que la lluvia llegue, pero si no es así trabajamos ya en alternativas en zonas concretas”.

En su opinión, la solución definitiva para el agua de riego son nuevas infraestructuras hidráulicas.

“Actualmente, el volumen de las balsas es inferior en un 8% respecto del año pasado. Pero está previsto que se pongan en marcha algunas de las infraestructuras programadas, como la desaladora de Granadilla, de cara al abastecimiento urbano a primeros de julio y, por tanto, el agua que consuman los ayuntamientos para el uso urbano y que antes provenía de fuentes subterráneas quedara libre y Balten está en disposición de comprar mayor cantidad de agua. El agua de prueba de la desaladora de Granadilla se ha destinado a Balten y esto ha permitido disponer de un mayor caudal en la balsa del Saltadero”.

El consejero insular también espera que en Fonsalía, en la nueva desaladora, también se pueda “disponer de un volumen de agua adecuado para la agricultura que, de manera temporal y en periodo seco, permita disponer de mayores caudales. Nos hemos reunido con representantes agrarios de la zona y hemos buscado una solución temporal, sobre la que estamos trabajando, que permitiría elevar agua hasta la balsa de Lomo del Balo y mezclarla con aguas de galerías. Existe una conducción ya en la zona y solo sería necesario ejecutar pequeñas obras por parte de Balten. El hecho de que en determinado momento exista más agua en esta comarca, indirectamente provocaría que parte del agua que se lleva del Norte hasta Aripe se pueda quedar en el Norte”.

Leer más: El Día




Server o