fotonoticia_20151104142800_1280

Expertos reclaman a las administraciones un mayor esfuerzo para potenciar el uso de las aguas subterráneas

12-20-minutos

Fiscal aboga por las políticas vinculadas a este recurso como motor de crecimiento económico y generación de empleo

Expertos reunidos en IX Simposio del Agua en Andalucía (Siaga), que se celebra en la ciudad de Málaga, han reivindicado la importancia de las aguas subterráneas y su posible contribución al desarrollo económico de la Comunidad. Por ello, han exigido a las administraciones públicas “mayores esfuerzos” para promover proyectos que permitan avanzar en su conocimiento.

Así lo han expresado, por ejemplo, Juan Antonio López Geta, presidente del Club del Agua Subterránea (CAS), uno de los organizadores de este simposio, y Bartolomé Andreu Navarro, catedrático de Hidrogeología y director del Centro de Hidrogeología de la Universidad de Málaga.

A la inauguración de este simposio, celebrado en el auditorio Edgar Neville, han asistido el consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, José Fiscal; el presidente de la Diputación, Elías Bendodo, y el responsable de la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA) y de la patronal malagueña, Javier González de Lara, entre otros.

Bartolomé Andreu ha expuesto que en Andalucía hay “una fuerte dependencia” del agua en todo su tejido económico y social y sobre todo de las subterráneas, que “son muy utilizadas para abastecimiento urbano y para regadío”. Sin embargo, ha advertido de que éstas últimas “son las grandes desconocidas”.

Según el catedrático, un millar de municipios en España beben aguas subterráneas —en el caso de Andalucía, sobre todo los del interior— y anualmente se utilizan para abastecimiento o agricultura unos 3.800 hectómetros cúbicos. Otra parte contribuye al medio ambiente y a mantener la calidad en los ecosistemas asociados.

Las aguas subterráneas son “un patrimonio natural que hay que conservar y proteger”, ha reclamado el director del Centro de Hidrogeología de la UMA, quien ha precisado que “es más fácil aprovechar los acuíferos que hay en las distintas depresiones que construir embalses por doquier”. Así, ha puesto en valor los numerosos usos que se les pueden dar, desde el industrial a la explotación mineromedicinal.

Ante esto, el consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha coincidido en la importancia de las aguas subterráneas, que en algunos municipios “son los principales depósitos”. Aunque “es un tema controvertido, ajustándonos a ciertos cánones medioambientales, se deben aprovechar”, ha opinado.

“La Junta de Andalucía tiene planes en esta materia y, como hemos hecho en otros asuntos, buscando el consenso y la racionalidad, se puede ver cómo aprovechar su potencial”, ha manifestado Fiscal.

Durante su intervención, el titular andaluz de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio ha abogado por las políticas vinculadas al agua como motor de crecimiento económico y creación de empleo verde en Andalucía.

Gestión pública del agua

Ha subrayado que el Gobierno andaluz está convencido de las ventajas de la gestión pública del agua para garantizar el bienestar y la cohesión social.

A su juicio, la aplicación de la Ley de Aguas de Andalucía ha supuesto un “revulsivo” para la modernización de la gestión del recurso, la mejora de la calidad, así como la generación de riqueza.

El titular andaluz de Medio Ambiente ha sostenido que la Junta cuenta con una programación en materia de aguas para 2016 de 265,8 millones de euros.

Fiscal ha recalcado que, en lo relativo al ciclo integral del agua, la Junta ha sido la administración que más ha invertido en la región. Además, ha incidido en que el Gobierno autonómico ha actuado por “solidaridad interinstitucional y en aras de los intereses generales”.

SANEAMIENTO

En cuanto al saneamiento y depuración de las aguas residuales urbanas, el consejero ha destacado que las obras actualmente en ejecución en toda la Comunidad cuentan con una inversión asociada de 180 millones de euros.

De ellas, ha citado algunas actuaciones en la provincia de Málaga, como por ejemplo las obras de la Estación de Depuración de Aguas Residuales (EDAR) de Álora-Pizarra-Coín, Villanueva del Trabuco, Villanueva de Tapia o Cañete Real.

También se ha referido a la EDAR Norte de Málaga y ha vuelto a demandar la colaboración del Consistorio malagueño para “impulsar la actuación con la mayor celeridad”.

Fiscal se ha detenido también en su discurso en las obras de Interés General del Estado, cuya inversión corresponde al Gobierno central. En este sentido, ha explicado que la Junta programa las inversiones en coordinación con la Administración General del Estado.

“En estos momentos continuamos negociando un nuevo acuerdo para la puesta en marcha de las obras de su competencia”, ha apostillado. Entre ellas, en la provincia de Málaga, por ejemplo, se está ejecutando en la actualidad la EDAR de Estepona.

Ha aclarado que apostar por una gestión pública del agua no supone renunciar a la búsqueda de otras fórmulas de financiación, como las colaboraciones público-privadas. Y ha afirmado que “en Andalucía contamos con empresas referente en tecnologías de abastecimiento, depuración, así como de investigación, impulso de I+D+i, desalación, regadío o construcción de otras infraestructuras”.

Por último, ha sostenido que zonas costeras, como la Costa del Sol, son lugares pioneros en la búsqueda de alternativas para garantizar un uso más eficiente del agua. De ahí que haya recordado que la nueva planificación hidrológica incorpora su reutilización como elemento de crecimiento.

Fuente: http://www.20minutos.es/




Server o