903092f2-ef87-48ed-ab58-c3f53ce6c7e0_16-9-discover-aspect-ratio_default_0

“La lucha climática no entiende de colores políticos»

Miguel Ángel Pérez Hernández, viceconsejero de Lucha contra el Cambio Climático del Gobierno de Canarias

Un año importante para el Gobierno de Canarias y sobre todo para los y las canarias con la aprobación del Proyecto de Ley contra el Cambio Climático, que además es un texto ambicioso que nos sitúa a la cabeza de otras regiones de España.

Pues sí que creo que nos ha salido un proyecto de ley muy ambicioso y no sólo dentro de España sino en Europa. Pocas leyes sobre el lucha contra cambio climático son tan importantes y potentes como la nuestra. Ahora falta contestar a las alegaciones que nos están llegando, que hemos ampliado el plazo hasta el 15 de enero por la petición de la ciudadanía y colectivos que nos han pedido mas tiempo, y luego queda todo el trámite parlamentario que es donde al final se decidirá cómo va a a quedar la ley. Creo que debemos estar contentos con que toda Canarias esté concienciada con ese tema porque a pesar de pandemias y Covid el problema del clima sigue existiendo. Nuestra declaración de Emergencia Climática aprobada en Gobierno en agosto y en el Parlamento este año creo que nos hace aún ser más ambiciosos y que la ley sea simplemente el marco. Ahora hay que darle contenido al marco regulatorio para empezar a ejecutar acciones concretas que sean visibles por la ciudadanía.

¿Por qué?

Porque a pesar de que la ley está muy bien y todos estamos muy contentos con su contenido, lo importante no es la ley sino lograr transformar la situación de nuestro Archipiélago, por eso debemos comenzar a ejecutarla. 

Todo eso queda ya en manos de los políticos porque como usted decía antes, la ciudadanía está convencida de que la lucha contra el Cambio Climático debe ser inminente; casi que llegamos tarde. 

Que llegamos tarde es un hecho. Canarias empezó muy bien: en el año 2008 fuimos de los primeros lugares de España donde se puso en marcha un Observatorio del Cambio Climático y se trabajó de manera potente en materia de clima. El gran problema fue que con la crisis de 2009 -2010 todo se fue al garete. Durante los siguientes años no hubo tanta dedicación porque la clase política nos centramos en otras cosas hasta que a finales de la legislatura pasada se empezó a tener una visión clara, también obligados por los acuerdos de París y por las directivas comunitarias, y había que volver a tener esto en cuenta. Con la llegada del Gobierno de Canarias salido de las urnas en 2019 se retoma aquel asunto y se compromete a tener una viceconsejería de Cambio Climático dentro del área de Transición Ecológica, más general, para que nos ayude a entender un poco la realidad que estamos viviendo. Es verdad que vamos tarde pero estamos a tiempo y a la altura de que los objetivos a largo plazo con Europa y el Estado desde Canarias se van a cumplir, como por ejemplo la plena descarbonización de Canarias en el año 2040. Tenemos que conseguirlo y para ello hay que tener un cambio de actitud: en política uno hace cosas para tratar de mejorar pero en este caso del clima la cosa es que o mejoramos o se acabó. No hay plan b.

Leer más – La Provincia