Dia-de-lluvia_54431052880_51351706917_600_226 (1)

Usar agua de lluvia en la lavadora ahorra unos 119 euros al año en detergente

imagesLa instalación de sistemas domésticos para utilizar el agua de lluvia supondría para las familias un ahorro medio de 119 euros en detergente, suavizante y otros aditivos usados en la lavadora, además de contribuir a reducir el impacto ambiental de cada lavado, según pone de manifiesto la tesis doctoral presentada recientemente por la investigadora del Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals (ICTA-UAB), Maria Violeta Vargas. Esto es así porque el agua de lluvia es blanda y requiere un 59% menos de productos para lograr la misma efectividad en el lavado que el agua de grifo, que tienen niveles más altos de dureza.

A este respecto, la investigación destaca que la recuperación de aguas pluviales es especialmente interesante en lugares como la ciudad de Barcelona, donde el agua del grifo es especialmente dura, además de ser un bien escaso y existir problemas de abastecimiento cuando hay sequía. Según los resultados del estudio hecho por Vargas, por cada metro cúbico de agua de lluvia utilizado para lavar la ropa –el equivalente a once ciclos de lavadora-, se ahorran 5,68 euros en detergente y suavizante.

Claro que instalar el depósito pluvial y conectarlo a las instalaciones domésticas también exige una inversión, pero la investigación señala que si se opta por depósitos comunitarios para edificios o para todo un área de un barrio, el coste para cada vecino que se quiera beneficiar sería similar al de una lavadora doméstica y se amortizaría en un corto periodo de tiempo gracias al ahorro en detergente.

A modo de ejemplo la investigadora señala que para una persona residente en el Eixample Esquerra la instalación de un sistema de recuperación de agua de lluvia supondría una inversión inicial de 177 euros, “pero sólo con lo que ahorre en aditivos para el lavado podría pagar fácilmente el mantenimiento y la electricidad para bombearla y además seguiría ahorrando unos cien euros al año”.

El estudio detalla que los ahorros oscilarían entre los 80 y los 158 euros anuales según la tipología de cada barrio y la edificación existente en cada zona, e indica que la instalación de depósitos para recuperar agua de lluvia es especialmente recomendable en barrios con alta densidad de población como Sants, Verdum, Sagrada Família, Sant Antoni o al Guinardó.

El trabajo de la investigadora del ICTA parte de la necesidad de encontrar medidas correctoras y preventivas que ayuden a gestionar los problemas de abastecimiento de agua, especialmente en zonas áridas o en aquellas del área mediterránea afectadas por el cambio climático, y ha analizado las posibilidades de aplicar sistemas de aprovechamiento de agua de lluvia en los 73 barrios de Barcelona y en el municipio de Hermosillo, en un área desértica de México, poniendo de manifiesto que el 80% del ahorro que proporcionan estos sistemas obedece a la reducción en el consumo de detergentes y suavizantes.

La investigación ha analizado tanto el consumo de recursos como el ciclo de vida de los productos para identificar los impactos ambientales, la eficiencia energética y la viabilidad económica de diferentes sistemas de aprovechamiento de aguas pluviales.

Fuente: http://www.lavanguardia.com/

 




Server o