La reparación de fugas de agua ahorra casi 300.000 euros al Ayuntamiento

cabeceraEl alcalde de Los Realejos, Manuel Domínguez, y el concejal delegado de la empresa municipal de aguas Aquare, Domingo García, agradecen “el intenso trabajo desarrollado por el personal de esta entidad dentro de la campaña de detección y reparación de fugas de agua emprendida desde 2013 y que ha logrado para las arcas municipales un ahorro de 293.252 euros en dos años y una reducción en el consumo de 586.388 metros cúbicos de agua anuales, o su equivalente en torno a 1.170.000 pipas de agua”.

El mayor incremento de recuperación se ha producido desde inicios de 2015, cuando se contaba con unos niveles del 40% de pérdidas de agua, que se ha reducido hasta el 28%, cerrando por tanto el pasado año con un 72% de aprovechamiento en la red de abastecimiento.

Los trabajos desarrollados por los operarios de Aquare han consistido en la utilización de métodos de detección de fugas, generalmente en inspecciones nocturnas, acometer la mejora y renovación de las redes existentes, instalar válvulas reductoras de presión en puntos estratégicos del entramado de la red abastecimiento de agua municipal, dotar de nuevos contadores a los depósitos y disponer de un sistema de sectorización y telecontrol.

Expone Manuel Domínguez que “los niveles registrados suponen óptimos históricos, pero tanto desde el Ayuntamiento como desde Aquare seguiremos en la línea de trabajo de mejorar estos datos, puesto que estamos encontrándonos en los últimos años con la necesidad de atender la reparación de las obsoletas redes de abastecimiento que en muchos casos superan los 30 años de vida desde las épocas del principal desarrollo urbanístico de Los Realejos”.

Leer más: La Opinión de Tenerife

 




Server o