COP25-Medio_ambiente_446217641_138582073_1706x960

España se seca: así será nuestro país en unos años

Los expertos prevén hasta un 16% menos de precipitaciones, un aumento de la extensión de los climas semiáridos y una merma del caudal de los ríos. 

Los efectos del cambio climático ya se sienten en España. No es un futurible. No son alteraciones en el medio ambiente que se sentirán dentro de unos años. No. Las consecuencias del calentamiento del planeta, provocado principalmente por las emisiones de efecto invernadero que emite el hombre, afectan ya a 32 millones de personas en España, según datos de la Aemet (Agencia Estatal de Meteorología). Así, una de las consecuencias «más visibles» del cambio climático en España es la sequía, muy relacionada con el aumento de las temperaturas.

Esta es una de las conclusiones de un encuentro organizado por Greenpeace, que reunió este noviembre a expertos de distintos ámbitos, para analizar la escasez del agua en España como aperitivo a la cumbre del clima de Naciones Unidas (COP25) que se celebra en Madrid del 2 al 13 de diciembre. La ONG ambientalista denuncia que, a pesar de las precipitaciones de las últimas semanas y de las lluvias torrenciales que han sacudido algunas regiones del país este verano, los embalses se encuentran al 43,60% de su capacidad (datos del 18 de noviembre), solo un 6,5% más que en la grave sequía de 2017. Justo antes de la publicación de este artículo (datos del 3 de diciembre), la capacidad subió hasta 47,16%.

En este sentido, Ernesto Rodríguez, meteorólogo de Aemet, explica que en las últimas cinco décadas se han observado dos variaciones. Por un lado, una reducción moderada de las precipitaciones y, por otro, un aumento de la evaporación del agua disponible en la naturaleza. La segunda se explica en relación con el aumento de las temperaturas de los últimos años. Es decir, como hace más calor, hay más evaporación y, aunque llueva, la cantidad de agua disponible es menor. 

Leer más – El Español