p471373afot

El Cabildo de Tenerife actuará en el sistema de depuración Adeje-Arona

El presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, ha anunciado la finalización a lo largo de esta semana de las obras de limpieza de los lodos en la estación de pretratamiento de Arona y Adeje, y la próxima materialización de una nueva estación de desodorización que elimine de forma más eficaz los malos olores que genera ocasionalmente la estación por sí misma durante su funcionamiento.

El presidente del Cabildo de Tenerife, Pedro Martín, ha anunciado la finalización a lo largo de esta semana de las obras de limpieza de los lodos en la estación de pretratamiento de Arona y Adeje, y la próxima materialización de una nueva estación de desodorización que elimine de forma más eficaz los malos olores que genera ocasionalmente la estación por sí misma durante su funcionamiento.

Pedro Martín ha visitado este lunes la zona en la que se producen dos episodios que dan lugar a dichos olores: por un lado, la limpieza de lodos de más de 20 años de acumulación en una actuación que se realiza por primera vez desde 1998, y por otro, la necesidad de ampliar el mecanismo que neutraliza los olores de la propia instalación en sí que, al duplicar la capacidad de la estación, ha demostrado ser mejorable en virtud de las nuevas tecnologías presentes en el mercado.

En cuanto a la limpieza de los lodos, los técnicos explicaron que esta instalación, que tiene una antigüedad de más de 20 años, ha tenido que ser sometida a una importante obra de restauración con un coste de más de 700.000 euros. Dicha obra ha consistido en la restauración del depósito y es la que ha generado el impacto en el ambiente de los últimos días.

«El Cabildo no podía estar ajeno a las quejas por estos malos olores, dado que, aunque hemos tomado medidas para reducirlos durante la limpieza, no se han podido evitar las molestias, y por eso hemos venido hoy, para explicar esta actuación puntual y a la vez abordar la solución definitiva para la zona que pasa por ampliar y modernizar el circuito de desodorización», explicó Martín.

Leer más -La Vanguardia