th_1cce678baa2865fe866ba90e481edd63_7173182

Asistentes a la Semana del Agua deben continuar con la búsqueda de soluciones a la escasez

logo EFE_VERDELos problemas hídricos están estrechamente relacionados con el desarrollo económico de un país, y España no es la excepción, si tomamos en cuenta que desde hace años es la “huerta” de Europa y destino turístico de un alto porcentaje de sus habitantes que buscan sol y buenas temperaturas

Pero la falta de lluvias en el área del Mediterráneo podría hacer que esto empiece a variar, como ya lo está haciendo con la fauna en la Península ibérica, concretamente con el gorgojo, del que esta semana se ha conocido un estudio de las Universidades de Extremadura y Complutense que dice que la sequedad del suelo podría evitar que los ejemplares emerjan a tierra tras su etapa de crecimiento.

Y precisamente el tema de esta edición de la Semana Mundial del Agua, que se celebra en Estocolmo del 28 de agosto al 2 de septiembre, será “El agua para un crecimiento sostenible”, en la que se prevé que más de 3.000 expertos, investigadores, emprendedores y profesionales del sector de más de 120 países planteen soluciones para afrontar el que se ha calificado como el problema más importante para los próximos años para la supervivencia humana.

Los participantes intentarán en Suecia buscar soluciones para un “uso responsable y sostenible del agua” ante las repercusiones que puede tener el cambio climático en las economías mundiales, y que está llevando a millones de personas a buscar mejores condiciones de vida, con el agravante de huir de los conflictos armados sobre todo en regiones de África, Asia y Oriente Medio.

Para tener una perspectiva más amplia de los problemas que deberán tratar los expertos en esa reunión hay que tomar en cuenta, por ejemplo, datos como que África, que es uno de los continentes de donde más gente busca huir, afronta una pobreza extrema y ha logrado un desarrollo desigual en cuanto al cumplimiento de los Objetivos del Milenio (ODM).

Leer más: Efe Verde




Server o