Carlos-Cabrera-Matos-crop

El consejero de Aguas de La Palma defiende la acción del gobierno insular y rechaza que CC intente dar «lecciones» ante la sequía

El consejero de Aguas del Cabildo de La Palma, Carlos Cabrera, ha defendido la acción del gobierno insular y ha rechazado enérgicamente que el partido en la oposición en la Corporación, Coalición Canaria (CC), intente dar “lecciones” ante la “grave situación de sequía que padecemos”. En este sentido, Cabrera defiende que en estos poco más de tres meses al frente de la institución “se está trabajando y se están activando o reactivando iniciativas, puesto que durante los cuatro años de CC al frente de la Consejería de Aguas sólo hubo dos principios que marcaron su devenir: inactividad y creación de nuevos  problemas”.

Carlos Cabrera va más allá al afirmar que “a Coalición Canaria se le debería caer la cara de vergüenza al intentar dar lecciones sobre lo que hay que hacer ahora,  cuando en cuatro años ni su grupo en el Cabildo ni ese partido hizo absolutamente nada al respecto en nuestra isla”.

“Se olvida el grupo opositor que la situación de sequía no se ha producido repentinamente y que desde hace varios años se venía solicitando medidas para paliar o disminuir esta situación. Este grupo, durante los últimos cuatro años, y antes muchos más, tenía una responsabilidad directa en la gestión del Consejo Insular de Aguas e hizo caso omiso a las peticiones del sector del agua, agricultores… La Mesa de la Sequía demandaba soluciones, pero absolutamente nada se hizo, sólo titulares e inactividad”, asegura el consejero.

Carlos Cabrera afirma que “es en estos momentos, estando en la oposición, cuando se acuerdan que hace años nos encontramos en una situación dramática por la escasez de agua y que nada programaron y, mucho menos, ejecutaron para ayudar, principalmente, al sector primario”.

El consejero de Aguas reconoce que “estos partidos son los que pretenden aprovechar, para colocar sus redes electorales y propagandísticas, las situaciones personales y también corporativas que se muestran naturalmente preocupadas por la situación y hasta desesperadas, no importándoles el enfrentamiento o la toma en consideración de medidas sin certificados que las garanticen en el futuro”.

Leer más – El Apurón